Las aguas de un estanque  

zen

Cuando la superficie de un estanque está agitada no se puede ver el fondo y se refleja el exterior distorsionado. Como define Vicente Simón, meditar es calmar la mente para ver con claridad. Si las aguas del estanque están revueltas el fango las enturbia y no nos permite ver su fondo. Si conseguimos que las aguas se serenen, la tierra se sedimenta y el agua se hace más limpia y clara.    Simplemente observando las fluctuaciones mentales llegará un punto en que la mente se serena y podamos ver más claro. Este el significado de Vipassana (visión clara)

Frecuentemente en nuestras vidas la actividad turbulenta de nuestras mentes hiperactivas no nos deja distinguir con claridad lo que es importante y lo que es accesorio y, en general, andamos persiguiendo objetivos que nos crean todavía más problemas y tensiones de los que ya tenemos. Al apaciguar la mente, vamos desvelando lo que realmente importa, acabamos vislumbrando cual es el camino hacia la verdadera felicidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s