El iceberg: lo transpersonal y la consciencia*

iceberg-

A pesar de su significado literal, La Ciencia del Alma, generalmente asociamos la Psicología al estudio de la mente y el comportamiento.

Esto refleja el modelo científico que subyace detrás de nuestro sistema educativo que a su vez es consecuencia de la cultura en la que estamos inmersos y del nivel de consciencia mayoritario de esta sociedad.

Einstein  expresa  : “Hay dos formas de ver la vida: una es creer que no existen milagros, la otra es creer que todo es un milagro.”

En los años 60 un grupo minoritario de psicólogos en California, decepcionado con el reduccionismo al que había sometido la Psicología la comprensión del Ser Humano decidió defender la rechazada dimensión espiritual como constituyente fundamental de la psique humana. Surge así la Psicología Transpersonal y su correspondiente Psicoterapia.

¿Cómo nos relacionamos con aquellos aspectos de nosotros mismos que no son tan evidentes? Podemos rechazar las propuestas religiosas por las claras contradicciones de las instituciones  pero ¿y el mensaje que contienen? Tradiciones Sagradas, Místicas, Filosóficas, Religiosas … se reencuentran en lo que se ha dado en llamar “La Sabiduría Perenne”.

La Psicología Transpersonal estudia la experiencia trascendente, aquella en la que la sensación de identidad ( yo ) se expande más allá del individuo ( transpersonal ) y llega  abarcar aspectos de la humanidad, la vida, el psiquismo y el cosmos que anteriormente eran experimentados como ajenos.

 El ejemplo de un ICEBERG es muy gráfico para comprender todo esto. El Iceberg es como nuestra psique, sabemos que asoma una mínima parte de él (nuestra parte consciente), quedando el resto sumergido ( nuestra parte inconsciente ).

En apariencia el Iceberg está separado del Océano (nos sentimos seres diferenciados de los demás seres ), aunque en realidad las moléculas de agua son iguales a las que componen el Océano.

Cuando el Iceberg se desplaza hacia corrientes de agua más calientes una parte se derrite ( el ego se va agrietando – desarrollamos nuestra personalidad – del yo al nosotros ) y se funde con el agua ( apareciendo el sentimiento de Unidad ).

En ese momento sería imposible diferenciar la molécula del agua del Iceberg de la del Océano, ya no son dos partes diferenciadas ( dualidad ), sino un TODO indiferenciado (no dualidad ).  Aunque el Iceberg en principio parecía algo diferente al Océano, en realidad nunca lo fue, pues su esencia era la misma. Nunca estuvo separado de él, siempre fue parte del mismo con una forma individualizada.

 Cuando despertamos a esta No–Dualidad nuestra limitada percepción personal de identidad se expande y se identifica con Todo lo que le rodea, sabiéndose UNO con TODO.

Esto sería la Pura Consciencia Transpersonal, el máximo nivel de Realización.

(*inspirado en el artículo de R. Gozalvo titulado Psicología Transpersonal, publicado en Verdemente)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s